El papel del coche de acompañamiento en un funeral

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuación: 2 basado en 1 valoraciones

El valor del coche de acompañamiento a la hora de dar el último adiós

 

Despedir un ser querido es una situación complicada, y más aún para la familia y los amigos más íntimos. Es normal que estemos demasiado afectados como para pensar en algunas cosas o hacer tareas que se nos pueden antojar un mundo, como el conducir. En un momento tan delicado como el de un funeral, que nos pongan las cosas fáciles es muy de agradecer. Disponer de un coche de acompañamiento es un buen ejemplo de ello.

¿Qué es un coche de acompañamiento?

Se trata de un vehículo con chófer, que transporta a la familia o al entorno más cercano del fallecido hasta el crematorio o el cementerio. Hace el trayecto siguiendo al coche fúnebre y permite que los allegados puedan despreocuparse de su medio de transporte.

Otras opciones

Aunque el uso de un coche de acompañamiento no es imprescindible, es claro el valor que aporta en el momento de la despedida de un ser querido. Algunas familias optan por desplazarse en su propio coche e incluso, si el entierro va a celebrarse lejos o tendrá muchos asistentes, organizan un autocar que lleva a todos aquellos que lo desean. Algunas empresas funerarias también ofrecen limusinas como coches de acompañamiento, para aquellas familias que deseen hacer un entierro más especial.

Un poco de historia

El uso de vehículos específicos para entierros es relativamente nuevo en la historia. Antes de disponer de coches de motor se alquilaba una carroza para que los familiares pudieran desplazarse hasta el cementerio. Estos carruajes de acompañamiento, finamente decorados y llenos de simbología, tenían la función de acompañar a las carrozas fúnebres que, tiradas por caballos, finamente decoradas y llenas de simbología, trasladaban al difunto durante el sepelio en los siglos XVIII y XIX.

En definitiva, los coches de acompañamiento, además de cumplir con la tradición y ritos relativos al sepelio, responden a la necesidad práctica de desplazamiento al lugar del entierro de las personas con una relación más estrecha con el fallecido. Contratarlos siempre es una garantía de tranquilidad en un día que de por sí resulta complicado de sobrellevar.

En NorteHispana, comprendemos la trascendencia del fallecimiento de un ser querido y acentuamos la importancia de los seguros de decesos. Por ello, ofrecemos siempre la máxima atención y eficacia en las gestiones, ajustándonos a las necesidades particulares que necesites para liberar a tus seres queridos de las cargas que acompañan a esta situación.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *