Fisioterapia para el suelo pélvico para la mujer y el hombre: cómo fortalecerlo de forma eficaz

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuación: 0 basado en 0 valoraciones

ejercicios para fortalecer el suelo pelvico

El suelo pélvico cumple funciones esenciales para el bienestar y la salud, como sostener las lumbares u órganos como la vejiga, el intestino o la próstata. Por ello, su desgaste puede derivar en problemas tanto a corto como a largo plazo. Afortunadamente, la fisioterapia para el suelo pélvico puede ayudar a corregir esos problemas y prevenir el desarrollo de problemas crónicos como la incontinencia.

Además, podemos complementarlo con la ayuda profesional pertinente, concretamente mediante determinados circuitos para fortalecer el suelo pélvico, que podemos incorporar a nuestra rutina diaria de ejercicio. En este artículo repasamos la importancia de realizar un correcto cuidado de esta zona corporal, y los múltiples beneficios de la fisioterapia para ésta, ya sea en hombres o mujeres.

Beneficios de la fisioterapia para el suelo pélvico: para la mujer y el hombre

Normalmente, el deterioro del suelo pélvico y el dolor en la musculatura de esta zona suele considerarse como un problema que sólo afecta a mujeres. Este malentendido responde a una realidad: fenómenos como la menopausia o el embarazo múltiple pueden debilitar los músculos del suelo pélvico, por lo que el problema es más común en mujeres.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que hay muchas otras causas posibles detrás del debilitamiento de este conjunto de músculos: enfermedades como la hiperactividad de la vejiga o la diabetes y operaciones quirúrgicas como la prostatectomía también pueden provocar problemas en el suelo pélvico en hombres.

Además de los anteriores factores, actividades como los deportes de impacto pueden afectar a la salud del suelo pélvico y contribuir a su deterioro. Disciplinas como el running, el tenis, el crossfit o el ciclismo implican largos periodos de estrés en esa zona de la musculatura y requieren de cuidados para prevenir el desgaste.

Por ello, la fisioterapia para el suelo pélvico es una opción muy recomendable tanto para hombres como para mujeres, especialmente si somos aficionados al ejercicio. Como veremos más adelante, es muy beneficioso contar con un profesional que nos ayude mantener en forma nuestra musculatura pélvica y nos enseñe la forma de llevar a cabo ejercicios de fortalecimiento como los que se indican a continuación.

Ejercicios para fortalecer el suelo pélvico

La forma más común de fortalecer el suelo pélvico en mujeres y en hombres son los llamados ejercicios Kegel. Seguir este tipo de rutinas, en un hombre y una mujer, es muy similar y de ejecución sencilla. Si dedicamos un tiempo determinado para ello y cada día, incorporar estos circuitos nos ayudará a mantener nuestro suelo pélvico tan fuerte como el resto de nuestra musculatura.

Para ello, basta con seguir los pasos que se describen a continuación:

  • Identifica los músculos: La mejor manera de encontrar la musculatura del suelo pélvico es contraer los músculos que detienen la micción o las flatulencias. Una vez identificados, podremos hacer los ejercicios tanto tumbados como de pie.
  • Utiliza buena técnica: Los ejercicios Kegel consisten en apretar la musculatura del suelo pélvico y mantenerla tensa durante cuatro o cinco segundos. Después, debemos relajarlos otros tres o cuatro segundos.
  • No tenses otros músculos: Para fortalecer el suelo pélvico en mujeres y hombres, es mejor no tensar músculos de los glúteos o el abdomen. Es importante estar concentrado y no contener la respiración, manteniendo una actitud relajada

Como puede apreciarse, los ejercicios de suelo pélvico Kegel son muy sencillos y pueden hacerse en cualquier lugar. Es conveniente repetirlos tres veces al día, haciendo series de 10 repeticiones, para optimizar los resultados.

Algunos beneficios de la fisioterapia para el suelo pélvico

Como hemos mencionado anteriormente, es beneficioso hacer ejercicios de suelo pélvico en hombres y mujeres por igual. Lo mismo se aplica a la fisioterapia: fortalecer el suelo pélvico por nuestra cuenta o con ayuda de un profesional puede hacerse en cualquier momento, y ayuda a solucionar problemas como la incontinencia urinaria o los problemas de disfunción sexual sea cual sea nuestro género.

A continuación indicamos algunos de los beneficios más significativos de la fisioterapia para suelo pélvico.

Mejora la función sexual

El desgaste del suelo pélvico puede derivar en vaginismo, disfunción eréctil o dolor durante el coito. Realizar ejercicios con la ayuda de un fisioterapeuta puede reducir o eliminar los síntomas, mejorando nuestra capacidad sexual y ayudándonos a disfrutar más de nuestras relaciones.

Previene y trata la incontinencia

Fortalecer el suelo pélvico también evita los problemas de incontinencia fecal y urinaria, que a menudo van acompañados de malestar psicológico. A pesar de la vergüenza que puede implicar, es importante ponerse en manos de un fisioterapeuta que nos ayude a prevenir y corregir estos problemas.

Trata el dolor por la práctica deportiva

Actividades como la halterofilia, el tenis o el fútbol pueden desgastar el suelo pélvico y provocar problemas a largo plazo. Ante cualquier indicio de dolor, es recomendable contactar con un fisioterapeuta para reforzar la zona pélvica y lumbar, lo que nos ayudará a mantener una buena postura al hacer ejercicio.

Previene el estreñimiento

El estreñimiento consiste en un cierre del esfínter anal, que nos impide defecar. La fisioterapia para el suelo pélvico ayuda a fortalecer los músculos que ayudan a la defecación y evitar este tipo de problemas, que pueden derivar en otros trastornos más graves del aparato digestivo.

El amplio cuadro médico de la fisioterapia en España

Afortunadamente, la fisioterapia en España se encuentra en uno de sus mejores momentos. Según los últimos datos del INE, en España hay más de 57.000 fisioterapeutas colegiados repartidos en todo el territorio. Aunque la presencia de fisioterapeutas es más amplia en Comunidades Autónomas con mayor densidad de población como Cataluña y Madrid (con unos 11.000 fisioterapeutas en cada una de ellas), la mayoría de regiones tiene un número comprendido entre los 1.000 y los 7.000.

Además de lo anterior, la fisioterapia en España se subdivide en numerosas especialidades atendiendo a las necesidades de los pacientes. Desde fisioterapia deportiva, geriátrica o pediátrica hasta el tratamiento de afecciones relacionadas con el posparto como el dolor en el suelo pélvico, la fisioterapia es una disciplina en auge en España que proporciona tratamiento de fortalecimiento o rehabilitación a cualquiera que lo necesite.

La fisioterapia especializada, una herramienta imprescindible

No cabe duda de que la fisioterapia del suelo pélvico ofrece numerosas ventajas a la hora de tratar problemas de salud como el dolor, la disfunción sexual o la incontinencia. Además de lo anterior, a la buena forma física se suma el bienestar psicológico de librarse de problemas relacionados con una zona que a menudo se considera tabú.

Por ese motivo, es muy aconsejable acompañar los ejercicios para fortalecer el suelo pélvico con una consulta a un fisioterapeuta especializado. En ese sentido, recuerda que el servicio Bienestar y Salud de NorteHispana pone a tu disposición un cuadro médico de expertos en fisioterapia que te ayudarán a fortalecer tu musculatura y cuidar de tu salud.

Ahorra en medicina privada
Ahorra en medicina privada

Descubre "Bienestar y salud", la cobertura médica de nuestro seguro Decesos, con la que accederás a profesionales privados de la salud al mejor precio

Más información

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *