La importancia de la lectura para la salud mental

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuación: 5 basado en 1 valoraciones

La importancia de la lectura en nuestra salud mental se percibe claramente al mencionar algunos de los beneficios más importantes de esta actividad en nuestro organismo.

Descubre la importancia de la lectura para tu mente

La lectura nos aporta evasión, conocimientos, amplia nuestro vocabulario…  Todos sabemos que leer tiene numerosos efectos positivos, pero merece la pena destacar la importancia de la lectura para la buena salud mental.

La neurociencia nos demuestra que leer beneficia a nuestro cerebro y mejora algunas de sus habilidades. De hecho, la activación neuronal que provoca la lectura se percibe en áreas tan diferentes como la receptividad lingüística o las habilidades psicomotrices.

¿Cómo estimula la mente la lectura?

Aunque no lo parezca, cuando estamos leyendo relajadamente obligamos a nuestra mente a realizar diversas acciones que, combinadas, mejoran nuestra capacidad intelectual.

Para empezar, al leer forzamos a nuestro cerebro a pensar, ordenando y relacionando ideas y conceptos. También hacemos un buen ejercicio de memoria, ya que estamos obligados a recordar lo que leemos para seguir adelante con el libro.

Además, y especialmente si leemos libros de ficción, su lectura nos obliga a ejercitar nuestra imaginación, una capacidad cada vez más en desuso en la sociedad tecnológica en que vivimos.

Efectos positivos de la lectura

La importancia de la lectura en nuestra salud mental se percibe claramente al mencionar algunos de los beneficios más importantes de esta actividad en nuestro organismo.

Diversos estudios científicos han relacionado de manera positiva el nivel de lectura con el aumento de la reserva cognitiva,  un factor clave para un envejecimiento sano. De hecho, se ha demostrado que una elevada reserva cognitiva proporciona al individuo mayores capacidades para hacer frente a enfermedades relacionadas con daños cerebrales como, por ejemplo, el Alzheimer.

Asimismo, la lectura – especialmente, de relatos de ficción – es un potente agente anti estrés. Leer puede aliviar cefaleas tensionales e, incluso, ayuda a dormir mejor. No podemos olvidar que muchos de estos trastornos tienen el estrés como origen o factor de empeoramiento.

En definitiva, cuando cogemos un libro y dedicamos un minuto a la lectura, no solo cuidamos nuestra vertiente emocional sino que también mejoramos nuestra salud  mental. ¡Una combinación perfecta!

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *