¿Qué son los cuidados paliativos?

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuación: 5 basado en 1 valoraciones

cuidados paliativos enfermo terminal

Los cuidados paliativos son aquellos que se proporcionan a personas cuya enfermedad no tiene cura y a las que, a menudo, les queda poco tiempo de vida. La atención que debe ofrecerse a un enfermo terminal sirve para que este disfrute de la mejor calidad de vida posible antes del desenlace final.

Existen centros especializados a los que se puede acudir para recibir estos cuidados, incluso con unas pautas específicas podrían proporcionarse en casa. Elegir un lugar u otro depende de las necesidades del paciente y del tiempo que le quede de vida.

Habitualmente, los familiares de un paciente terminal acuden a un centro especializado en curas paliativas cuando se requiere maquinaria, material y conocimientos del profesional sanitario para poder atender al paciente. Allí los familiares también reciben apoyo psicológico, emocional y espiritual para afrontar la situación.

Ahora que ya sabes lo que son los cuidados paliativos, te resultará interesante conocer su evolución en nuestro país y qué prácticas son las más comunes para hacer más llevadero el proceso.

Historia de los cuidados paliativos en España

El Camino de Santiago tiene un protagonismo especial en la historia de los cuidados paliativos en España. En la Edad Media, se crearon multitud de hospicios en estas rutas que tenían una finalidad caritativa y de alivio espiritual hasta el fallecimiento del paciente.

En estos lugares se atendía a viajeros, peregrinos, huérfanos y enfermos, pero muchos terminaban muriendo allí por falta de recursos. Sin embargo, recibían es comida, alojamiento, cuidados y el consuelo que necesitaban hasta su último día. El Castillo de los Templarios de Ponferrada, La Abadía de Samos en Orense o el Hospital de San Marcos en León podrían considerarse los primeros centros de cuidados paliativos en España.

Sin embargo, este tipo de curas, tal y como se conocen, se iniciaron en España a finales de la década de los 60. La creación de la Asociación Europea de Cuidados Paliativos (EAPC) y la institucionalización de este tipo fueron algunos hitos importantes. Más tarde, en los años 80 los profesionales sanitarios comenzaron a tomar verdadera conciencia sobre la manera en que debía atenderse a los pacientes terminales. Jaime Sanz, Marcos Gómez y Juan Manuel Núñez fueron algunos importantes pioneros.

La Unidad de Cuidados Paliativos del Hospital Marqués de Valdecilla fue la primera establecida en España en 1982 , con Jaime Sanz como precursor. Cinco años más tarde, se crearía la Unidad del Hospital Santa Creu de Vic de Barcelona. A partir de aquellos años, la evolución de las curas paliativas ha tenido un crecimiento constante, con una media de 10 proyectos anuales vinculados a este tipo de cuidados.

Las funciones del servicio de cuidados paliativos

La Cruz Azul, DomusVi, Hospital de Cuidados Paliativos Laguna, Gerosol, son algunos de los centros especializados que ofrecen este servicio. Por otro lado, si necesitas apoyo y ampliar información también puedes acudir a la Sociedad Española de Cuidados Paliativos (SECPAL). Pero… ¿En qué consisten este tipo de apoyos?

  • Mantienen al paciente consciente, libre de dolor y en el mejor estado de bienestar posible. Los síntomas permanecen bajo control, para vivir con dignidad el tiempo que resta de vida, ya sea en su domicilio o en un lugar donde pueda sentirse rodeado de familiares y amigos.
  • Cabe destacar que los cuidados paliativos de un enfermo terminal no tienen como objetivo alargar la vida del paciente ni acelerar el proceso. Solo se encargan de dejar que la enfermedad siga su curso de manera natural, aportando los medios y los conocimientos médicos adecuados para ayudar tanto al paciente como a los familiares en este tránsito tan delicado.
  • Las curas paliativas para el cáncer, enfermedades coronarias graves y degenerativas como el Alzheimer o la Esclerosis Múltiple, son algunos de que se facilitan en estos centros. Estos pueden ser de índole muy distinta, dependiendo de las necesidades del paciente como cuidado de escaras, control de la fatiga, suministrar la dosis de analgésicos que se necesita…etc.
  • El apoyo a los familiares durante los cuidados, así como su preparación para afrontar el fallecimiento y posterior duelo es una de las tareas más importantes de los profesionales en este tipo de centros. Se necesita fuerza y a veces ayuda psicológica profesional para despedir a un ser querido. Recuerda que puedes obtener este servicio a través del seguro de decesos, una excelente opción que cubre todos los gastos del sepelio y se encarga de los trámites burocráticos. Tú céntrate en tu bienestar y tómate el tiempo necesario para rodearte de los tuyos

Para otros temas relacionados, te aconsejamos que nos sigas en Facebook y Twitter para estar a la última en otros temas tan interesantes como éste.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecisiete + 20 =